Hipersudoración o Hiperhidrosis Axilar y Palmar

La sudoración excesiva en las palmas de las manos, en las plantas de los pies o en las axilas es un problema muy frecuente que en algunas personas puede llegar a constituir un problema laboral o social.

La causa más frecuente de sudoración en las palmas de las manos o axilas es el nerviosismo, la ansiedad y a veces cierta inseguridad, por lo que el problema es más acusado en ocasiones importantes cuando la persona se encuentra tensa.

Existen diversos tratamientos que pueden mejorar este problema:

  1. Después de secar bien la zona aplicar un producto ANTITRANSPIRANTE(habitualmente contienen sales de aluminio). Al principio se debe aplicar diariamente, si aparece sequedad de la piel o fisuras aplicar el producto 2 veces por semana y luego, según la intensidad de los síntomas, aplicarlo cuando sea necesario.
  2. Existe un método llamado IONTOFORESISque requiere la compra de un aparato especial y un control médico adecuado, que después de usado durante un cierto tiempo puede reducir la cantidad de sudor.
  3. Actualmente disponemos de la TOXINA BOTULINICA (Botox®), un tratamiento eficaz para controlar la hiperhidrosis. El objetivo del tratamiento es reducir el exceso de sudoración en zonas localizadas del cuerpo (axilas o palmas de manos).
    El procedimiento se realiza habitualmente con anestesia. Se observa una disminución de la cantidad de sudor en la zona tratada de forma progresiva en 1-2 semanas. La duración del efecto conseguido es variable, oscilando entre 6-8 meses. Se puede repetir el tratamiento pasado este tiempo, siempre que sea necesario.
  4. Otra posibilidad de tratamiento eficaz del exceso de sudoración es una operación, la llamada SIMPATECTOMIA TRANSTORACICA, que consiste en eliminar unos nervios a la altura de la columna. Esta operación puede tener unos efectos secundarios importantes que deben ser tenidos en cuenta.

ICDE informa:

La salud de todos nuestros pacientes y del propio equipo que forman ICDE es nuestra responsabilidad y prioridad. Siempre.

Por eso, ante la situación actual provocada por la pandemia del COVID-19, y como profesionales sanitarios, a pesar de la posibilidad de permanecer abiertos hemos decidido cerrar nuestra clínica hasta el próximo 30 de marzo y hasta nueva orden.

Por responsabilidad y como medida para frenar el aumento de contagios. Porque a pesar de instaurar todas las medidas de sanitarias que tenemos a nuestro alcance, debemos velar por vuestra seguridad y bienestar.

Nuestro teléfono de atención 958 53 55 85 permanecerá operativo para atender URGENCIAS y resolver cualquier duda.

Permaneceremos atentas a la evolución de la situación y os iremos informando periódicamente de cualquier cambio que pudiera haber. En los próximos días tomaremos las decisiones que creamos oportunas, siempre para garantizar vuestra seguridad y la de todo el equipo.

Esperamos que entre todos podamos resolver esta crisis cuanto antes y salir de ella en el menor tiempo posible. Gracias por vuestro apoyo y comprensión.

Nosotras nos quedamos en casa #yomequedoencasa #quedateencasa